Confirman que Laguna Verde está en buenas condiciones a pesar de florecimiento vegetal

Tras la aparición de una capa de origen desconocido en la superficie de la Laguna Verde, ubicada en el Parque Nacional Vicente Pérez Rosales, personal regional de la CONAF y de la Seremi del Medio Ambiente, se apersonaron en el lugar para evaluar el estado del cuerpo de agua, conseguir muestras y tomar medidas.

De parte de ambos estamentos se confirmó que el fenómeno corresponde a un florecimiento de una especie vegetal del género azolla, que aprovechó las condiciones de embancamiento de la laguna -producto de la baja de la cota del Lago Llanquihue- sumado a condiciones ideales de luminosidad y temperatura del agua, para florecer en demasía y cubrir casi la totalidad de la superficie del ojo de agua.

También se confirmó que el agua estaba en buena condición, dada su apariencia cristalina y ausencia de olor a materia en descomposición. El SEREMI(s) del Medio Ambiente, Sandro Araneda, confirmó que el cierre del canal que conecta la laguna y el Lago Llanquihue producto de la baja en la cota de este último y la acumulación de ceniza en ese punto –expulsada en la erupción del volcán Calbuco-, generaron las especiales condiciones en el pequeño cuerpo de agua que favorecieron la inusual floración: “Lo importante es descartar que la laguna está en malas condiciones. La calidad del agua a primera vista es buena, lo que vamos a constatar con datos de un equipo multiparamétrico, pero en definitiva se descarta contaminación desde fuentes puntuales”, explicó Araneda.

Por su parte el director(s) de la CONAF, Javier Castro, explicó las medidas que se han tomado en favor de retornar a la Laguna Verde a su estado habitual: “nuestro personal, guardaparques y brigada con asiento en este parque, concurrimos e hicimos obras para facilitar la entrada de agua del Lago Llanquihue a la Laguna Verde, lo que ha permitido que por el viento y la fuerza del agua haya empezado a desaparecer esta mancha. Nuestro personal va a tratar de retirar lo máximo de esta formación vegetal de la laguna para que nuestros turistas puedan apreciar de mejor manera y no se vean afectados en su visita a nuestro parque nacional”.

La formación vegetal en cuestión corresponde a una planta hidrófita flotante del género Azolla, que se comporta como invasora en ríos y humedales, por lo que su aparición y evolución es objeto de seguimiento, de cara a conocer sus efectos sobre el ecosistema y controlar en la medida de lo posible su expansión.



AFernandez@mma.gob.cl
Compartir en Google Plus
    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario