Diputado solicitó a Superintendencia de Educación investigar a Jardín Infantil por posibles maltratos a menores

El diputado PS por el Distrito 25, Fidel Espinoza Sandoval, solicitó a la Superintendencia de Educación investigar a la Sala Cuna y Jardín Infantil Paul Harris de la comuna de Puerto Octay, debido a las constantes denuncias realizadas por padres y apoderados por maltrato a menores de edad al interior del establecimiento.

El parlamentario detalló que en algunos casos las madres han tenido que retirar a sus hijos del jardín por los daños psicológicos que han sufrido. “Aquí se han ocultado los hechos de forma persistente por parte de las autoridades locales de Puerto Octay, encabezadas por la alcaldesa de la comuna, María Elena Ojeda”, afirmó.

“Yo le digo a la primera autoridad de la comuna que la solución no pasa por colocar cámaras de vigilancia al interior de los establecimientos, porque en cualquier parte al interior del recinto pueden existir abusos”, agregó Espinoza.

En ese sentido, aseguró que debe haber una exhaustiva revisión de los procedimientos y protocolos, al igual que una investigación hacia las funcionarias que están siendo acusadas por los padres y apoderados.

El legislador comentó que a raíz de las denuncias efectuadas, los padres han sido amedrentados y los casos, tapados. “Recién ahora que se ha conocido una nueva víctima, hija de una funcionaria del DAEM de Puerto Octay, los hechos están teniendo otras características”.

Respecto de eventuales abusos que ocurrieron el año pasado, Espinoza dijo que “simplemente pretendieron tapar la situación y bajar el perfil. Debieron enviar los antecedentes al Ministerio Público de forma inmediata, porque cuando existen eventuales abusos (maltratos) al interior de un establecimiento que atentan contra los derechos de los niños, se deben entregar inmediatamente los antecedentes a la justicia”.

Karen Heiman, practicante en el jardín Paul Harris, explicó el comportamiento de los menores a raíz de esta situación. “Obviamente los niños quedan con secuelas producto lo vivido. Algunos están un poco más agresivos y otros tienen pesadillas en las noches. Ellos nunca comentaron lo que les estaba pasando con las tías, se pusieron más tímidos dentro de la sala”, aseveró.

Fuente: Dpto Prensa Oficina Parlamentaria
Compartir en Google Plus