La faceta emprendedora de la actriz Javiera Díaz de Valdés

Javiera Díaz de Valdés
Luego de ser durante años rostro de diversas marcas de cosméticos, la actriz creó LIBRA, marca de productos elaborados a partir de ingredientes provenientes de algas, lúcuma y maqui.

Las largas caminatas contemplando el mar y los bosques despertaron en la actriz Javiera Díaz de Valdés el anhelo de transformar un sueño, largamente postergado, en realidad: desarrollar un emprendimiento que vinculara naturaleza, belleza y equilibrio.

Para ella no fue fácil enfrentar este desafío, ya que, como según reconoce, durante su vida había tenido muchas ideas, “todas atacadas por demonios y miedos que me impedían llegar a algo concreto”.

Pero esta vez fue diferente. A principios de año, luego de terminar la grabación de una teleserie, decidió jugársela por el que califica como su proyecto de vida: LIBRA, una línea de productos faciales elaborados a partir de elementos naturales, y un concepto de belleza que va más allá de lo cosmético. Al comienzo, sin tener total claridad acerca de las materias primas a utilizar, Javiera empezó a investigar y a probar distintos ingredientes, mediante una serie de ensayos desarrollados en Laboratorios BellCos.

“Mi objetivo era elaborar productos que ayudaran a recompensar al cuerpo de manera natural y placentera”, subraya. “Me inspiré en recuerdos y en muchas imágenes estimulantes relacionadas con colores, sensaciones y conceptos como equilibrio, armonía, justicia… así nació LIBRA, un proyecto en el que estoy involucrada en cuerpo y alma”, admite Javiera.

Cosméticos LIBRA

Del mar, bosques y 100% natural

Su larga experiencia como rostro de diversos productos cosméticos la ayudó mucho en este proceso de búsqueda. Sabía que tenía que dar con una serie de características relacionadas no solo con los atributos deseados para un producto beneficioso para la piel, sino que debía conjugar aroma, textura y color, entre otros factores.

En forma paralela a este proceso, su padre –ingeniero comercial de profesión– la apoyó en el desarrollo del plan de negocios y se hizo cargo de todo lo que tiene que ver con cifras y asuntos vinculados con finanzas y contabilidad.

Así, tras meses de ensayos en el laboratorio, Javiera dio con las materias primas a utilizar en LIBRA: algas marinas, para desarrollar un aceite facial; lúcuma, para elaborar un tónico hidratante; y maqui, que combinado con arcilla, vitamina C y aloe vera produce una máscara detox antioxidante. Además de ser pionera e innovar con ingredientes como la lúcuma, Javiera Díaz de Valdés destaca que el concepto detrás de LIBRA es una belleza más profunda que cosmética. Y explica: “es una forma de ver la vida; de no ir en contra del paso del tiempo y de la naturaleza. Es cuidar nuestro cuerpo con orgullo y envejecer con dignidad y equilibrio. LIBRA, el símbolo de la justicia, expresa, a la vez, nuestra noción de un cuerpo cuidado, querido y aceptado. Esto para mí es belleza”.

La actriz y emprendedora aclara que LIBRA no tiene género y que los productos sirven para cualquier tipo de piel y para quien desee cuidar su rostro con elementos naturales que alivian, protegen y refrescan. El aceite facial de mar, el tónico hidratante y la máscara detox están disponibles en www.serlibra.com.

Trilogía para una belleza equilibrada

LIBRA (www.serlibra.com) es una línea compuesta por tres productos, elaborados a partir de ingredientes 100% naturales. Todos son libres de parabenos, aceites animales, sulfatos, aceites minerales, mercurio, oxibenzona, cloruro de benzalconio y formaldehido.

Aceite facial de mar
Equilibra / protege / ilumina

Esta potente combinación de aceites, vitaminas y bambú marino hidrata, ilumina y protege todos los tipos de piel con ligereza. Está formulada para restaurar la luminosidad y el equilibrio, y para descongestionar, calmar la inflamación, mejorar la elasticidad y fortalecer la piel contra los elementos ambientales.

Tónico hidratante de lúcuma
Hidrata / tonifica / refresca

Un complemento destinado a rutinas de cuidado facial para cualquier tipo de piel: esta nebulización humecta, hidrata y revitaliza la piel instantáneamente, dejando una tez luminosa y fresca. La lúcuma, además, posee propiedades reparadoras, protege de la contaminación ambiental, impide la degradación del colágeno y actúa como un poderoso antioxidante.

Máscara detox de arcilla y maqui
Desintoxica / purifica / ilumina

Esta maravillosa máscara es una combinación de arcilla, vitamina C y aloe vera. A las propiedades purificadoras del producto, se suman los intensos beneficios antioxidantes del maqui. Al mezclarse con agua purificada o con el tónico de lúcuma, también cumple con la función de exfoliar.

La dupla creativa detrás de LIBRA

Javiera Díaz de Valdés quiso participar en todas las etapas de su emprendimiento, desde la elección del nombre hasta el branding, pasando evidentemente por la dirección de arte, la creatividad y la producción. “Siento que dirigir una marca es algo innato. Siempre quise hacerlo y me salió natural”, cuenta.

Para desarrollar las ideas recurrió a su amiga Francisca Rojas, dueña de la agencia de diseño BAAUHS (www.baauhs.com), que fue fundada en Buenos Aires hace diez años y que hoy cuenta con un amplio portafolio de marcas de moda, restaurantes y hoteles.

El primer desafío fue encontrar un nombre que reflejara el concepto de la marca, algo simple, pero que transmitiera profundidad. “La intención era crear una marca de cosmética y belleza con valores distintos a los que estamos acostumbrados, ya que, por lo general, la cosmética se basa en una suerte de magia para alcanzar la eterna juventud; nosotras, en cambio, siempre quisimos que esto fuera distinto”, explica Francisca.

La diseñadora agrega que “Javiera juntó muchas referencias y me explicó lo que quería comunicar a través de la marca. Con toda esa información a mano propuse el nombre y diseñé el logo, que para nosotras evoca la simpleza y la nobleza que queríamos alcanzar”.

Es así como llegaron a LIBRA, una balanza que simboliza el equilibrio y la armonía, conceptos que también quisieron destacar en su cuenta de Instagram @ser.libra.

“La idea es proyectar una marca que muestre belleza en todos los sentidos. A nosotras nos gusta mucho la fotografía, la pintura, el cine, y deseamos que LIBRA también sea una especie de galería de esas imágenes que tanto disfrutamos”, enfatiza Francisca.

Javiera anticipa que en el futuro quieren convocar a diferentes personas para que colaboren en @ser.libra, con el objetivo de que esta red se transforme en una plataforma para exponer talentos.



Fuente de la información: María Paz Águila