INDH se querella por torturas en caso de golpiza grupal de carabineros a joven en Puente Alto

INDH se querella por torturas en caso de golpiza grupal de carabineros a joven en Puente Alto
“Resulta evidente la finalidad punitiva e intimidatoria de la acción de los funcionarios de Carabineros de Chile, quienes sin tener motivo alguno y con la sola finalidad de castigarlo por haberse manifestado, redujeron violentamente a la víctima para luego aplicar fuerza desmedida en su contra mediante golpes de pie, puño y mediante el uso de sus implementos contundentes, lo que le causó diversas lesiones y una fractura costal”, señala la acción judicial.

El Instituto Nacional de Derechos Humanos resolvió querellarse por el delito de torturas en el caso de la violenta agresión que recibió un joven de Puente Alto, quien recibió una golpiza por un grupo de nueve carabineros.

Así lo informó el jefe jurídico del INDH, Rodrigo Bustos, quien manifestó que
“la brutal golpiza de la que hemos sido testigos es tremendamente grave y es por ello que desde el INDH vamos a presentar una querella por tortura”.

Desde que se conocieron las imágenes de la agresión, el INDH comenzó a recabar los antecedentes y tomó contacto con la familia del joven, luego que la madre de la víctima ingresó una denuncia a través del sistema de denuncias on line que mantiene habilitado el Instituto Nacional de Derechos Humanos a través de u página web.



En la querella por tortura que ingresó el INDH se relata que el día 29 de enero de 2020, cerca de las 22 horas 3 furgones de la 38°comisaria de carabineros de Puente Alto comenzaron a perseguir a Matías Soto.
“Uno de los carabineros lo agarró por el cuello y aunque él intento resistirse, no lo logró y el funcionario lo redujo tirándolo al suelo, momento que aprovechó para golpearlo con patadas, puñetazos y golpes de luma en diversas partes de su cuerpo. Luego de unos segundos, se sumaron a la brutal agresión alrededor de 8 funcionarios más, quienes continuaron golpeándolo mientras él estaba totalmente reducido, en posición fetal y evidentemente disminuido y lesionado. Mientras era golpeado, uno de los funcionarios, dio la orden de detener la golpiza porque ´ya estaba muerto´ y se retiraron del lugar dejándolo tirado en el lugar”, se señala en el escrito presentado en el Juzgado de Garantía de Puente Alto.

Según se sostiene en la querella
“resulta evidente la finalidad punitiva e intimidatoria de la acción de los funcionarios de Carabineros de Chile, quienes sin tener motivo alguno y con la sola finalidad de castigarlo por haberse manifestado, redujeron violentamente a la víctima para luego aplicar fuerza desmedida en su contra mediante golpes de pie, puño y mediante el uso de sus implementos contundentes, lo que le causó diversas lesiones y una fractura costal”.

Fuente de la información: INDH