Denuncian que grupos financiados por instituciones públicas depredan bosques nativos

Bosques nativos
Diputado Alejandro Santana denunció la existencia de grupos financiados por instituciones públicas para depredar milenarios bosques nativos.

La Cámara de Diputados aprobó este miércoles 13 de octubre, por 107 votos a favor y 13 abstenciones, el proyecto de resolución Nº780 que tiene como autor al diputado Alejandro Santana, que solicita al Presidente de la República que instruya al Ministerio del Medio Ambiente y al Ministerio de Agricultura implementar diversas medidas para hacer frente a la tala ilegal de bosques.

Esta iniciativa legislativa se basa en diversos informes de organizaciones preocupadas por el impacto que tiene en el medio ambiente la tala indiscriminada del bosque nativo en nuestro país.

El delito de robo de madera constituye una de las formas más lucrativas de crimen organizado, con botines cuantificados por sobre los 20 millones de dólares anuales.

En particular, el diputado Alejandro Santana mencionó la grave situación que se produce hoy en la comuna de Quellón, al sur de Chiloé, donde se ha denunciado la existencia de grupos financiados por instituciones públicas, que están depredando milenarios bosques nativos y especies como los tepuales, lo que además de constituir un serio riesgo de hacer desaparecer una especie autóctona de la zona, podría constituir un asunto de relevancia ética, en relación a la vulneración grave al principio de probidad administrativa que deben observar todos los funcionarios públicos.
“Hemos considerado importante que el Ministerio de Agricultura debe elaborar un informe que cuantifique el verdadero alcance del daño producido por la tala ilegal de bosques en nuestro país y que, al mismo tiempo, se disponga de recursos para la recuperación y protección de áreas silvestres protegidas, pero que además se financie la restauración de bosques mediante la entrega de fondos a privados”, explicó el parlamentario.

Clínica Alemana Osorno

El proyecto se hace cargo además de un antecedente que proporcionó la organización ambiental “The Nature Conservancy”, que detalla que 
“Anualmente se genera más contaminación por la pérdida de bosques que por el transporte mundial y que la deforestación produce el 15% de las emisiones de CO2 anuales en todo el mundo”.
Bosques nativos
Por ello, los diputados solicitan además que se instruya al ministro de Medio Ambiente para que se adopten las medidas necesarias, de acuerdo a su competencia, para mitigar los posibles efectos adversos en la ciudadanía, debido a la contaminación y en relación a la emisión de gases con efecto invernadero que pueda producir la degradación de los bosques.

Finalmente, la iniciativa parlamentaria pide que se promuevan las denuncias ante los Juzgados de Policía Local competentes, para que se puedan hacer efectivas las sanciones establecidas en el marco legal y se apliquen las medidas administrativas correspondientes en caso de determinarse la participación de funcionarios públicos involucrados en la tala ilegal de bosques.



Fuente: comunicacionesalejandrosantana@gmail.com