Programas "Familias de Acogida" de ONG Coincide proyectan fortalecer cultura de protección

Programas "Familias de Acogida"
Luego de dos años funcionando en tres comunas del territorio, se espera seguir creando una cultura de acogida entre la comunidad.

Los programas "Familias de Acogida Especializada", que funcionan en la Región de Los Lagos bajo el alero de ONG Coincide se encuentran cumpliendo dos años de trabajo en sus territorios. En Puerto Montt, Puerto Varas y Castro, Chiloé, atienden a niñas, niños y adolescentes que han sufrido vulneración de sus derechos, con el principal objetivo de brindarles protección, afecto y atención especializada.

Dos años que se han vivido en un contexto complejo, pues los FAE iniciaron su labor el 2019 en momentos en que se desataba el estallido social, y posteriormente, ocurrió la pandemia por coronavirus. El director de ONG Coincide, Miguel Salazar destacó que, a pesar de las dificultades, el programa ha sabido adaptarse a este momento especial del país, y de la zona. “Hemos transitado entre intervenciones on line, entre complejidades de las niñas y niños de las familias, pero las evaluaciones en general son positivas. El programa se ha transformado en una red de apoyo para los NNA. No sólo en lo psicosocial, sino que también en lo educativo. Los programas cuentan con la figura de educadores, que han ido apoyando procesos educativos en la pandemia, se han apoyado con insumos tecnológicos en el último tiempo, por lo tanto, el programa ha sabido adaptarse a este contexto de cambio”, evaluó.

En la actualidad, los programas FAE dependen del servicio Mejor Niñez, puesto en marcha durante este año, en un camino que conllevará nuevas exigencias y orientaciones técnicas. En este sentido, se espera fortalecer a los equipos técnicos, con más profesionales. “Se espera aportar por una parte en la formación de los profesionales para desarrollar intervenciones eficaces que aporten a la protección de los niños y a la resignificación de experiencias adversas”, sostuvo el profesional.
Programas "Familias de Acogida"
Asimismo, agregó que otro desafío en la zona es seguir generando conciencia respecto a la importancia de acoger. “Lo más importante es aportar en los territorios donde estamos presentes. En establecer una cultura de acogimiento, porque en la medida que exista y trabajemos para eso los niños, niñas y adolescentes que están en una situación de desprotección van a tener una oportunidad de poder vivir en familia, y eso es muy importante, porque las políticas públicas señalan y a través de la evidencia de otros países, que los niños que no pueden estar con sus padres biológicos, el mejor espacio en que pueden estar es otra familia, no así una residencia, o también conocido como hogares de menores”, observó.

Claudia Agüero, directora de FAE PRO Puerto Varas, manifestó que la vinculación con las familias ha sido desafiante en contexto de pandemia, pero poco a poco se ha vuelto a la atención presencial. Ello también implica mejorar la comunicación con la población local, para lograr captar más familias de acogida. “Hay mucho desconocimiento de lo que son familias de acogida. Si bien hay llamados constantes, pero a nivel más macro, falta potenciar lo que es la familia de acogida y lo que hacen. Hay postulaciones, pero a veces se quedan con la primera entrevista, y cuando se explica el detalle, las personas no vuelven. Uno de los desafíos es potenciar los FAE, que la gente se informe, que la gente postule, y a nivel más interno, vincularnos con los entornos, con las redes locales, y generar espacios para que conozcan nuestra labor”, dijo la trabajadora social.

La directora de FAE PRO Puerto Montt, Marioly Henríquez, valoró que, a pesar de las dificultades, las familias se adaptaron a las nuevas formas de atención en contexto de pandemia y, por otra parte, se agrega a su gestión el desafío de cubrir la provincia de Palena. “Si bien llevamos un período de 2 años trabajando en Puerto Montt, partimos el 1 de noviembre en Palena con casos vigentes, de Hornopirén, y una familia guardadora en proceso de acogimiento. Eso es uno de los desafíos que tenemos, y queremos seguir capacitándonos, mejorar nuestras intervenciones, y que de alguna u otra manera, la reunificación familiar tenga un mejor camino”, dijo.

Agregó que “si bien muchos de los niños han vivido graves vulneraciones de derechos, en su gran mayoría el egreso ha sido bastante exitoso, no sólo con su familia de origen, sino que también con sus familias guardadoras, no hemos tenido reingresos y eso es importante, pensando en que no se han cronificado las vulneraciones, sino que se han superado”.

Desde el FAE PRO Castro, el balance también es bueno, porque se han fortalecido las redes y vínculos con instituciones y la comunidad local en el territorio sur de Chiloé, sin embargo, se espera consolidar los procesos de acogimiento, que se han visto interrumpidos por el contexto actual, señaló la directora del programa en la comuna, Paula Arias. “Es importante seguir fortaleciendo la difusión y concientización de la protección de la infancia. En este período de pandemia ha sido difícil consolidar los procesos de evaluación a las personas interesadas en ser familia de acogida. Ya estamos entrando más a la presencialidad y esperamos que eso nos ayude a tener más familias para las niñas y niños”, comentó.

Los programas FAE de ONG Coincide atienden a alrededor de 200 niños en la Región de Los Lagos y en estos dos años de funcionamiento esperan continuar aportando en la protección de la infancia y adolescencia, instando a las comunidades donde se encuentran a informarse a través de www.ongcoincide.cl y a poder sumarse al acto solidario de ser familia de acogida.

Fuente: gabi.mayorga@gmail.com

Clínica Alemana Osorno