📱Seguridad online extra para tu teléfono móvil

📱Seguridad online extra para tu teléfono móvil
La seguridad online extra para tu teléfono móvil es definitivamente necesaria, la inmensa cantidad de funciones y aplicaciones que posee lo convierten en una poderosa herramienta desde la cual manejamos nuestras cuentas bancarias, información de trabajo importante, archivos de uso privado y mucha información delicada que solo nos compete a nosotros.

Obviamente, todo este inmenso arsenal de recursos convierten a nuestro dispositivo en algo vulnerable a intrusiones maliciosas o a robos y por lo tanto blindar su seguridad es algo imprescindible.

Mantener activa la geolocalización

Algo básico que debemos hacer es mantener activo en todo momento su geolocalización por una razón fundamental: al tener activa la geolocalización podremos acceder al historial y conocer los lugares en que ha estado el teléfono y así poder ubicarlo fácilmente en caso de robo o extravío.

El acceso al historial de ubicaciones es bastante simple e intuitivo, solo se necesita seleccionar la fecha y seguir el itinerario del teléfono móvil, de esa forma podremos recuperarlo antes de que se agote la batería.

Como segunda opción para localizar el teléfono en caso de robo o extravío es activando la herramienta de “búsqueda de dispositivo” como la que ofrece Google. Al tener el dispositivo sincronizado con el navegador es posible localizar el móvil y otros dispositivos cuando la conexión aún se mantenga activa.

Tener a la mano el número de IMEI

Algo imprescindible para blindar la seguridad del móvil es mantener siempre a la mano el número de IMEI. No es otra cosa que el número de identificación que poseen todos los dispositivos móviles, al tener a la mano el número de IMEI se puede reportar a la operadora de servicio de telefonía y bloquearlo o localizarlo a través de alguna app.

Ubicar el IMEI es bastante sencillo en dispositivos IOS y Android, puedes por ejemplo ingresar en la configuración y/o ajustes del dispositivo e introducir la palabra “IMEI” en el buscador, de esa forma aparecerá el número y podremos tenerlo siempre a la mano.

Aplicaciones y herramientas de seguridad

Otra manera de tener nuestro dispositivo con una seguridad blindada es descargando un software extra de seguridad, algunas de ellas permiten usar un VPN por un período de prueba para demostrar la confiabilidad del servicio y dar una muestra de la calidad de la app y su precisión.

Dichas VPN varían en cuanto a su tiempo de prueba así como a su alcance, capacidad y calidad, por lo que lo ideal es asesorarse de que cuentan con respaldo de entidades importantes antes de descargarlas.

Las aplicaciones de seguridad pueden variar desde dactilares, en donde se exige al usuario presionar el pulgar sobre la pantalla, hasta ocular, en donde la app hace un rastreo del iris del usuario para permitir el acceso al contenido.

Sin embargo, algo que se ha vuelto contraindicado es que el programa de seguridad sea facial ya que por los momentos la tecnología de inteligencia artificial de dichas aplicaciones aún no logra diferenciar una fotografía de un rostro humano.

Contraseña de cifrado

A veces los trucos más sencillos son los mejores. Otra opción muy confiable es siempre activar el cifrado del smartphone mediante una contraseña, preferiblemente alfa-numérica.

Es muy común que los usuarios, ya sea por apuro, fastidio o inclusive algo de desidia, siempre usen una clave muy personal como el nombre de la mascota, el cumpleaños, la dirección de la casa o algo parecido.

Vamos a ser sumamente claros en esto: nunca lo haga. Subestimar a los hackers o a los ladrones profesionales es la razón de que en muchos casos información muy importante y delicada termina en manos inescrupulosas.

La clave de cifrado alfa-numérico debe de ser al azar y usando alguna palabra que nada tenga que ver con su entorno, de esa forma será casi imposible que logren llegar a la data importante.

Fuente: Y. Lobo

Clínica Alemana Osorno