ULagos culmina estudio sobre ciclo reproductivo del congrio colorado

La iniciativa pretende en un proyecto próximo repoblar la especie y de esta forma diversificar el recurso acuícola.

Impulsados por diversificar las especies en acuicultura, y no generar dependencia de los dos actuales productos como es el salmón y el chorito, un equipo de profesionales liderados por el investigador, académico y director del Departamento de Acuicultura de la Universidad de Los Lagos, Juan Carlos Uribe, llevaron adelante un proyecto que permitirá con el tiempo poder incorporar una nueva especie para cultivo a nivel comercial.

Después de dos años de trabajo lograron caracterizar el ciclo de reproducción del congrio colorado, una especie que a pesar que ha estado disminuyendo drásticamente en cantidad, goza de un gran prestigio por la calidad de su carne. El académico explica que la iniciativa financiada por Fondef “Repoblación de congrio colorado en áreas de manejo en el sur de Chile” nace precisamente con la idea de diversificar la acuicultura y para lograrlo, primero es necesario conocer todas las características de su proceso reproductivo.

“El objetivo principal de este proyecto era la obtención masiva de larvas para repoblación de área de manejo o de área de libre acceso para aumentar los stock de especies de congrio colorado, esta es una especie que se presta mucho para la repoblación de áreas de manejo porque dentro de sus características está que viven en el fondo, asociados a refugios o cuevas y es por ello lo más probable que no van a migrar a largas distancias, sino más bien, se queden cerca del sitio donde se siembran”; indica Uribe.

Durante el desarrollo de este proyecto se capturaron ejemplares en el mar interior de Chiloé, los cuales fueron trasladados al Centro de Acuicultura y Ciencias del Mar (Metri) para formar un plantel de reproductores y posteriormente determinar la variación estacional del potencial reproductivo del congrio colorado en cautiverio.

“Nosotros con el congrio colorado tuvimos reproducciones en primavera, verano y otoño, lo cual es positivo porque hay especies que se reproducen solo una vez al año. Desarrollamos una tecnología bastante simple para obtener las larvas. Se cuantificó todas las posturas de huevos durante 2 años, las estaciones y los meses más importantes de postura de huevos y los meses que no hay reproducción”, indicó el académico.

Se estima que con 100 reproductores se podrían reproducir 20 millones de huevos. Lo próximo será dar paso a un proyecto que permita establecer planes de manejo para la repoblación de la especie de congrio colorado en el sur de Chile.

El Director del proyecto, Juan Carlos Uribe, menciona que las pesquerías de este recurso han disminuido en los últimos años en el mar interior de Chiloé y en Chile, en general. Cuando comenzó este proyecto, se tuvo que hacer un gran esfuerzo para lograr capturar ejemplares y formar un plantel de reproductores de congrio colorado con el objetivo de desarrollar esta investigación.


Foto: El congrio colorado crece en refugios o cuevas en las profundidades.
Fuente: Loreto Ivonne Bustos Novoa

Compartir en Google Plus