Política Nacional pone foco en desarrollo de sus territorios rurales

Política Nacional pone foco en desarrollo de sus territorios rurales
Ahora los habitantes rurales del país cuentan con una Política Nacional de Desarrollo Rural, que busca mejorar su calidad de vida y aumentar sus oportunidades.

En Chile, según datos del Censo 2017 y aplicando el criterio de ruralidad de la OCDE, el 25,5% de sus habitantes vive en comunas rurales (263 de las 346 comunas), habitando el 83% del territorio nacional.
“Esta nueva Política promueve una nueva mirada, ya que además de hacerse cargo de las brechas y riesgos de estos territorios, pone un especial énfasis en las oportunidades actuales y futuras que dinamizan al país entero” señala el ministro de Agricultura, Antonio Walker. 
Estas oportunidades se refieren a la diversidad de actividades productivas (agricultura, pesca, turismo, artesanía, energía y minería, entre otros); la diversidad natural (biodiversidad, áreas silvestres y paisajes, entre otros); y la diversidad cultural (gastronomía, oficios, interculturalidad, fiestas, tradiciones y arquitectura, entre otros).

Luego de 8 años desde que en 2012 el Ministerio de Agricultura en el primer gobierno del presidente Sebastián Piñera, impulsara la idea, esta semana la Contraloría General de la República publicará en el Diario Oficial la Política Nacional de Desarrollo Rural (PNDR), la primera en su categoría que busca mejorar la calidad de vida y aumentar las oportunidades de los habitantes rurales de nuestro país.

Política Nacional pone foco en desarrollo de sus territorios rurales

El objetivo general de esta Política es mejorar la calidad de vida y aumentar las oportunidades de la población que habita en territorios rurales, a través de la adopción gradual, planificada y sostenida de un paradigma que concibe un accionar público con enfoque territorial e integrado en distintos niveles, que propicie sinergias entre iniciativas públicas, privadas y de la sociedad civil, con el objeto de diversificar y potenciar el desarrollo de pueblos y ciudades de menor tamaño, resguardando el acervo natural y cultural esencial para su sostenibilidad territorial. Con ejes temáticos concretos como son: Bienestar Social, disminuyendo las brechas de acceso a bienes y servicios. Oportunidades Económicas, mejorando el desempeño y dinamismo local. Sustentabilidad Medioambiental, valorando los espacios naturales y gestionado sus riesgos. Cultura e Identidad, resguardando y poniendo en valor el patrimonio material e inmaterial.



Para la directora de la Oficina de Estudios y Políticas Agrarias (Odepa) del Ministerio de Agricultura, María Emilia Undurraga 
“La PNDR permitirá en el mediano y largo plazo mejorar las condiciones de vida de las personas que habitan territorios rurales, en torno al acceso a bienes y servicios como agua, vivienda, transporte, conectividad, educación y salud; mayor inversión en infraestructura y mejores instrumentos de fomento productivo que ayuden a dinamizar las economías locales; mejor manejo de riesgos y uso de los recursos naturales en un escenario de cambio climático; y mayor valoración de diversidad de identidades locales que caracterizan a la ruralidad”.
Entre el año 2006 y el 2017, la pobreza por ingresos en las áreas rurales disminuyó desde un 51,8% a un 16,5%, lo que representa un avance significativo, sin embargo, esta cifra sigue siendo más del doble de la que se presenta en las áreas urbanas.

POLÍTICA NACIONAL DE DESARROLLO RURAL

Es en este contexto en el que surge la Política Nacional de Desarrollo Rural, que entrega un marco de lineamientos que promueve la coordinación de actores y variables que inciden en el desarrollo de las áreas rurales, valorando el potencial que tienen para el desarrollo local, regional y nacional.

IMPLEMENTACIÓN

La implementación de la PNDR estará a cargo de 14 ministerios y contará con un Consejo Nacional compuesto por representantes del mundo público, privado y la sociedad civil que le harán seguimiento en el tiempo. En regiones los encargados serán los Gobiernos Regionales y a fines de este año se dará a conocer un sistema de monitoreo que permitirá conocer la calidad de vida de las personas en las 263 comunas rurales de Chile.

La Secretaría Ejecutiva de la PNDR se estableció en octubre de 2018 en la Oficina de Estudios y Políticas Agrarias del Ministerio de Agricultura, quien debe entregar soporte técnico y administrativo para la coordinación de su implementación. Finalmente, para dar continuidad, asegurar la transversalidad y hacer seguimiento a la PNDR, durante el primer semestre de 2020 se conformará un Consejo Asesor Nacional de Desarrollo Rural de carácter consultivo con participación de actores del sector público, privado y de la sociedad civil.

Para monitorear el avance del objetivo y lineamientos de esta Política, a fines de 2020 se presentará un Sistema de Indicadores de Calidad de Vida Rural, que permitirá en el largo plazo, realizar una evaluación de sus avances.

EN AYSÉN

En la región el 93% de la superficie de la región pertenece a comunas con alta ruralidad, 10 de las 11 comunas, el 44% de la población vive en comunas rurales, tomando en cuenta estos datos Felipe Henríquez Raglianti, Seremi de Agricultura comentó:
“La región de Aysén es en esencia una región rural, nuestras comunas son rurales… sin duda la publicación y la entrada en vigor de una política nacional de desarrollo rural. Esto responde al esfuerzo que ha hecho el Ministro Antonio Walker para potenciar esta temática en conjunto con el subsecretario José Ignacio Pinochet y el apoyo fundamental de María Emilia Undurraga, directora nacional ODEPA. Va a permitir mejorar y potenciar todas aquellos planes y programas que el Minagri y sus servicios orientan para mejorar la calidad de vida y el acceso a las oportunidades de nuestra gente del mundo rural. Va a mejorar el trabajo intersectorial en el mundo público, pero también mejorar el trabajo que hay con las organizaciones, con los municipios y con las propias personas, para llevar adelante iniciativas que permitan disminuir la brecha de desigualdad que existe, generar más expectativas para las familias que hoy viven en el territorio rural y para quienes quieran movilizarse ahí para aportar desde ese sector al desarrollo de un país, y hacer entre todos uno más próspero, sustentable y pujante”.
Política Nacional pone foco en desarrollo de sus territorios rurales

A nivel regional, los Gobiernos Regionales (GORE), con el soporte de la División de Planificación y Desarrollo Regional, serán los responsables de integrar en la Estrategia Regional de Desarrollo, en los Planes Regionales de Ordenamiento Territorial y cualquier otro instrumento estratégico, los lineamientos de esta Política. Y a nivel comunal, la integración de los lineamientos de la PNDR es competencia de los municipios, quienes tienen a cargo la planificación, gestión y toma de decisiones comunales, los cuales procurarán incorporar en sus Planes de Desarrollo Comunal los lineamientos de esta Política.

El documento completo de la Política Nacional de Desarrollo Rural se encuentra disponible en www.odepa.gob.cl



Fuente de la información: Carolina Carmona - Comunicaciones MINAGRI