Abogados de la provincia rindieron homenaje a baluartes del derecho

En una ceremonia cargada de emociones, los ahora socios eméritos del Colegio de Abogados de la Provincia de Osorno recordaron su vida e identificaron los desafíos de la profesión.

El pasado sábado 09 de julio se dieron cita medio centenar de abogados, jueces y funcionarios judiciales para celebrar la trayectoria profesional de cuatro distinguidos juristas de la provincia quienes, además, fueron condecorados con la calidad de socios eméritos del gremio local, a saber: Teresa Bedecarratz Etchebarne, Américo Acuña Rosas, Carlos Rubio Ruiz de Gamboa y Edmundo Cortés Kirch.

Pese a que la lluvia no dio tregua aquel día, no quedó puesto desocupado en el comedor del Club Alemán de Osorno, el que fue testigo de cómo los homenajeados se emocionaron al recibir las palabras de afecto de sus pares y lucían con orgullo el galvano que los reconoce como parte de la asociación gremial que les tributó el sentido reconocimiento. “La historia les pertenece pues ellos la han forjado y nosotros como asociación no tendríamos futuro si no tenemos la memoria de quienes nos precedieron”, enfatizó el abogado José Manuel Baquedano, presidente del colegio y anfitrión de la actividad.

El almuerzo de honor y reconocimiento, instancia que se celebrará anualmente, contó con la asistencia no sólo de los socios sino también de destacados magistrados de Osorno y Río Bueno, así como del nuevo Conservador de Bienes Raíces de Osorno. Y el arte tampoco estuvo ausente, pues la soprano osornina, María José Mosqueira, deleitó a la concurrencia con tres áreas de ópera. Al respecto, Teresa Bedecarratz, destacada jueza en Río Negro y Osorno señaló emocionada que “quiero agradecer al colegio por esta invitación tan hermosa y tan exquisita que me llena de orgullo recibir” tras lo cual recitó de memoria el poema “En Paz” de Amado Nervo.

A su vez, el abogado Américo Acuña, excongresista y expresidente del Senado, aprovechó la oportunidad para destacar la importancia de fortalecer espacios de encuentro como este y llamó a “continuar adelante, a seguir señalando el hecho categórico de que los abogados de Osorno son una entidad que tiene inquietudes públicas, cívicas, más allá de las gremiales”.

En la misma línea, el abogado dedicado al derecho civil y comercial, Carlos Rubio, agradeció el reconocimiento pues “nosotros hemos tratado de ejercer la profesión de forma amistosa y tranquila” y relevando que actualmente la profesión se encuentra en una encrucijada por las expectativas ciudadanas y cambios institucionales.

Finalmente, el abogado Edmundo Cortés, quien también hizo del derecho civil y comercial su área de especialización, realzó la actividad porque en la historia local estos reconocimientos no han sido frecuentes y los espacios de camaradería se fueron perdiendo con los años por lo que confía en que “este olvido no exista y que sigamos amándonos como abogados y respetándonos como tales”.

Fuente: Juan Carlos Sebastian Claret Pool juan.claret@derecho.uchile.cl

Siguiente Anterior