Escuela Agroecológica Pichil: nuevo nombre para un proyecto educativo consolidado

Escuela Agroecológica Pichil: nuevo nombre para un proyecto educativo consolidado
La comunidad de la Escuela Rural de Pichil recibió con entusiasmo la autorización del Ministerio de Educación para cambiar su nombre a “Escuela Agroecológica Pichil”.

No se trata de un mero cambio cosmético, más bien de resaltar la vocación que tiene ese establecimiento municipal con el medio ambiente, sus recursos y su valor para las generaciones de los más pequeños que hoy pasan por las aulas de la escuela ubicada en Villa Pichil, a catorce kilómetros al suroriente de Osorno.

Es así que, a pesar de seguir con el trabajo educativo en casa, la comunidad de la Escuela Rural de Pichil recibió con entusiasmo la autorización del Ministerio de Educación para cambiar su nombre a “Escuela Agroecológica Pichil”. Una evolución que llega para reforzar el sello y el proyecto educativo del recinto dependiente de la Municipalidad de Osorno.

La presidenta del Centro de Alumnos de dicho establecimiento, Elisa Sierpe, destacó que
“Estamos muy felices de tener un nuevo nombre. Desde hoy somos parte de la gran familia de la Escuela Agroecológica Pichil. Es una responsabilidad muy hermosa que nos invita a proteger y valorar nuestro entorno. Gracias a la comunidad de la escuela, que logró hacer este sueño posible”.
Por su parte, la directora de la escuela, Sandra Valderas, expresó que
“La comunidad educativa hoy está orgullosa con el nombre Escuela Agroecológica Pichil. Se destaca e identifica con el sector de Pichil. Posteriormente se privilegia la agroecología como praxis pedagógica desde el currículum y se potencia en nuestros estudiantes y comunidad el compromiso con la protección y el cuidado del medio ambiente. Estamos orgullosos de ser una escuela agroecológica. Este es un proyecto de varios años y con certificación ambiental de excelencia por el Ministerio del Medio Ambiente”.


En el sello agroecológico de la escuela resalta la importancia del cuidado y protección del entorno respetando los principios básicos de la agroecología en sus talleres educativos sobre soberanía alimentaria, valorización de la vida rural, producción inteligente, biodiversidad, protección ecológica contra plagas, suelos sanos o sistemas alimentarios resilientes. Para el desarrollo de todo ello destaca una zona Agroecológica dentro del recinto como recurso de aprendizaje, donde cuentan con invernaderos, un gallinero escolar, conejos, huerta y un rewe para profundizar el saber intercultural.
“La agroecología se nutre de los saberes interculturales, el contacto con la naturaleza y los animales como estrategia de enseñanza que nos permite formar integralmente niños y niñas más felices” destacó su directora, Sandra Valderas.
La consolidación de todo ese proyecto le ha valido a la Escuela varios reconocimientos a nivel nacional, como el premio Henri Nestlé, el Fondo de Protección Ambiental de Escuelas Sustentables por su proyecto de compostaje y lombricultura o acceder al nivel de Excelencia en el Sistema Nacional Certificación Ambiental de Establecimientos Educacionales, entre muchos otros que gracias al compromiso de su comunidad educativa una vez más resaltan la calidad de la educación pública que entrega la Municipalidad de Osorno.



Comunicado de Prensa / Fuente: Rodrigo Alarcón / DAEM Municipalidad de Osorno