92º Aniversario de coro polifónico osornino

Primer coro polifónico de la Primera Iglesia Alianza Cristiana y Misionera de Osorno, fundado el 21 de mayo de 1929.

Texto publicado en la Revista La Gaceta Aliancista N° 3 (Mayo – Junio 2021).

La música es una expresión artística que permite manifestar pensamientos, ideas, sentimientos y otras emociones propias del ser humano. Su importancia en la sociedad cada vez anuncia nuevos reconocimientos de la necesidad de integrarla en los procesos de aprendizaje y su utilidad para el futuro (Pérez-Aldeguer, 2014).

En lo que respecta al cristianismo, la expresión musical siempre estuvo vinculada a los sentimientos de quienes cantaban, ya sea para expresar las alegrías–tristezas, derrotas–aciertos, etcétera. David, el reconocido rey de Israel fue un músico de renombre, su música y poesía se encuentra inserto en el canon bíblico por medio de sus salmos.

En la experiencia local, me referiré a la trayectoria coral en la Primera Iglesia Alianza Cristiana y Misionera de Osorno. Su primer coro polifónico fue fundado en 1929. En sus inicios, se constituyó el “Círculo de Coristas Rosa de LeFevre”, en reconocimiento a esta misionera, violinista y solista que llegó a Chile junto a su esposo enviados por The Christian and Missionary Alliance de Estados Unidos. A la par de este coro se organizó la “Estudiantina Rey David” compuesto por jóvenes, banda musical que acompañaban las voces con guitarra y violines. 

Posteriormente, ambos grupos se unieron para formar el histórico “Coro Rey David”. Esta iniciativa, que reunía el arte musical con lo sagrado, reconoce su fundación el 21 de Mayo de 1929, siendo el pastor Rodolfo Gatica su fundador y primer director. Este coro es el más antiguo de la Alianza Cristiana y Misionera chilena (Woerner, 1997: 254) y durante este año 2021, celebra sus 92 años de trayectoria. 

Entre sus directores se recuerdan a don Rodolfo Gatica, Mario Mardones, Joel Rivera, Gastón Silva, entre otros. Actualmente es dirigido por el músico Raúl Tureo, primer diácono de la Iglesia y cuenta con más de 50 voces (femeninas y masculinas). La trayectoria de este coro polifónico da cuenta dos aspectos para resaltar:

El primero fue su nivel de preparación que fue reconocido a nivel nacional, regional y local gracias a sus variadas presentaciones. Por ejemplo, luego de una presentación pública en 1961, la crítica escrita fue:

“Se puede apreciar, asimismo, la destacada participación de verdaderas revelaciones, como es el caso del coro Rey David, conjunto que ha tenido muy escasa presentaciones públicas, pero que, en esta oportunidad concedió una prueba convincente de su elevado grado de preparación”.

A nivel nacional, sus presentaciones fueron en el contexto religioso, siendo una de las principales la celebración de la Conferencia Latinoamericana de la Alianza, realizada en Temuco en 1964 y a nivel local se recuerdan las reiteradas presentaciones que tuvo en las actividades convocadas por el Consejo de Pastores de Osorno.


El segundo aspecto fue la influencia que ejerció sobre la creación de nuevos grupos corales en varias congregaciones evangélicas locales, entre ellas la pentecostal y bautista. Además, hizo colaboraciones importantes en la constitución de un coro evangélico unido, que reunía voces de todas las iglesias. A modo de ejemplo, se presenta la siguiente noticia del año 1972:
“Ayer se formó un coro integrado por las mejores voces de las iglesias evangélicas de Osorno. El coro va (sic) tener especial actuación para la Sexta Convención la Iglesia Evangélica Uniformada, a realizarse los días 17, 28 y 29 de enero del próximo año en Osorno. En tanto cumplirá con diferentes funciones en distintos lugares de la provincia. Esta agrupación coral está conformada con un promedio de 70 voces. La directiva de esta institución quedó formada por las siguientes personas: Presidente, Roberto Herrera de la Iglesia Alianza Cristiana y Misionera; secretaria, Lucy Vera de la Iglesia Metodista Pentecostal; tesorero, Orlando Elgueta Mella de la Iglesia Bautista; y directores, pastor Santiago Ramos y Raúl Reyes Uribe. Junto a ellos hay otras personas que cumplirán con diferentes funciones”.
En reiteradas ocasiones se han conformado coros polifónicos con voces de diferentes congregaciones locales, la última iniciativa fue para la celebración del bicentenario del país, el 2010.

El Coro Rey David tuvo presentaciones ininterrumpidas hasta 1999, luego de 70 años de actividad artística. Durante su receso, la organización de voces se redujo a actividades específicas, por ejemplo en Navidad. El año 2015, retomó nuevamente sus actividades y, aunque no es presentado oficialmente como el Coro Rey David de antaño, ha heredado su disciplina y vocación de adoración a Dios.

Sandra Pérez Asenjo
Diaconisa – Secretaria de la Primera Iglesia Alianza Cristiana y Misionera de Osorno
Oficina Archivo Histórico Albert Dawson


Comunicado de Prensa / Fuente: dario.escobar@ulagos.cl