Indespa abre fondo nacional para incentivar el cultivo de algas endémicas

Convocatoria cuenta con recursos por más de 829 millones de pesos para apoyar la siembra de pelillo, luga, chicoria, entre otros recursos algales

A nivel mundial se producen en promedio 25 millones de toneladas de algas al año donde el 95 por ciento corresponde a algas cultivadas. En Chile, contrariamente a la tendencia mundial, su producción está sustentada en algas de poblaciones silvestres, y solo un 20 por ciento de la extracción proviene de cultivo.

De ahí la relevancia del programa de Bonificación al Cultivo y Repoblamiento de Algas que abre anualmente el Instituto Nacional de Desarrollo Sustentable de la Pesca Artesanal y de la Acuicultura de Pequeña Escala, Indespa, para incentivar y apoyar la continuidad de cultivos de recursos algales de alta importancia ecológica y económica en el territorio nacional.

Ricardo Radebach, coordinador de Acuicultura de Pequeña Escala en Indespa, precisó que a través de este programa el Instituto busca incentivar y dar continuidad al cultivo de especies endémicas como chicoria, huiro, lugas y pelillo, entre otras, que se producen en áreas de manejo y de explotación de recursos bentónicos (AMERB), o en concesiones de acuicultura. “Con este programa buscamos aumentar la biomasa disponible de recursos algales, mediante este sistema de bonificación para quienes se desempeñan en este rubro y cumplen con los requisitos de postulación, contribuyendo a modificar la matriz productiva con la incorporación de nuevas especies que fortalezcan la sustentabilidad de estas actividades,”, subrayó el profesional.

En los últimos años Indespa ha apoyado a través de este programa a más de 230 centros de cultivos y concesiones de acuicultura, en torno a los cuales se genera cerca de 500 empleos directos y otros 300 asociados indirectamente a este rubro.

La convocatoria está dirigida a las y los pescadores artesanales, sus organizaciones y demás micro y pequeñas empresas (conforme a la Ley N° 20.416), que sean titulares de concesión de acuicultura, detenten algún derecho sobre una concesión de acuicultura que lo habilite para ejercer la actividad, o sean titulares de Área de Manejo de Recursos Bentónicos (AMERB) con autorización de polígonos de acuicultura. Asimismo, convoca a las personas y organizaciones beneficiarias descritas en el artículo 4° letras a) y b) de la Ley N° 20.925 de Bonificación al Cultivo y Repoblamiento de Algas.

Mediante este programa, Indespa entrega un aporte financiero para los proyectos seleccionados, que acuerdo a lo establecido en el D.S (MINECON) N° 180 de 2016, establece un máximo de financiamiento por hectárea hasta de 15 millones de pesos, el cual se duplica en el caso de proyectos técnicos que contemplan 3 o más hectáreas a cultivar.

Estas algas son usadas para producir alginatos, agar y la carragenina, que es un estabilizante o espesante en la industria alimenticia y farmacéutica. También sirve como fertilizante y se usa en medicina y cosmetología. Las algas, en especial las pardas, son la base de numerosas interconexiones naturales de las cadenas alimenticias marinas, junto con ser refugio para el asentamiento y crianza de invertebrados y peces, además de situarse como importantes filtros naturales para la retención de agentes contaminantes en el ambiente marino. Hoy el 80 por ciento de la producción algal de nuestro país está basada en la extracción o manejo de praderas naturales, por ello este programa, financiado por Indespa, busca avanzar hacia un cambio en la matriz productiva de estos recursos, contribuyendo de este modo a la sustentabilidad de la actividad.

Las postulaciones a esta convocatoria se encuentran abiertas a través del sitio web de Indespa www.indespa.cl



Fuente: Maria Elizabeth Perez Troncoso mperezt@indespa.cl

Siguiente Anterior