Regulación del ejercicio de la cirugía plástica

Doctor Claudio Thomas
Por el doctor Claudio Thomas, Presidente de la Sociedad Chilena de Cirugía Plástica (1).

Recientemente ingresó al Congreso el Proyecto de Ley que busca normar el ejercicio de la cirugía plástica con fines de embellecimiento. Luego de un sinnúmero de personas secuelas e incluso fallecidas, causados por años de intrusismo por parte de médicos no especialistas en la cirugía estética, las autoridades han dado un paso al frente para evitar y regular esta situación.

Como sociedad científica estamos orgullosos de haber sido parte de esta iniciativa, trabajando en conjunto a otras sociedades médicas, para tratar de regular el ejercicio de la cirugía plástica, en beneficio de la seguridad de los pacientes. Uno de los puntos clave de este proyecto es la doble responsabilidad sobre las cirugías estéticas.

Por un lado, si el médico que lo ejecuta no es un especialista certificado, podrá ser sancionado, al igual que el centro clínico que autorice la intervención. Esto invierte la situación actual en la que los pacientes deben buscar proactivamente las certificaciones correspondientes para un procedimiento seguro.

De esta forma, son los centros clínicos los que se harán responsables de la seguridad de los pacientes.

Hacemos un llamado a las autoridades para adherirse a este proyecto, siendo discutido y aprobado con la premura que merece.

(1) La Sociedad Chilena de Cirugía Plástica (SCCP) es una institución médica, sin fines de lucro, que vela por la calidad de la formación, certificación y atención de los cirujanos plásticos, mediante su continuo perfeccionamiento para realizar diversos procedimientos y tratar complicaciones en pos del bienestar de la población. Creada en 1941, se conforma por 140 cirujanos plásticos pertenecientes a todo el país, reconocidos por el Colegio Médico de Chile. Todos acreditados y/o certificados en el país o en el extranjero, mediante la Corporación Nacional Autónoma de Certificación de Especialidades Médicas (CONACEM), que homologa la formación de las universidades acreditadas. De esta forma, buscan que todos los pacientes puedan identificar y escoger a los profesionales más idóneos científicamente y éticamente calificados, al momento de decidir realizarse una cirugía reparadora o estética.



Fuente de la información: Mauricio Carrasco - MG Consulting